Cómo hacer Pruebas A/B: de Principiante a Experto

Las pruebas A/B son un gran método para ayudarte a determinar en qué dirección debes apuntar tu estrategia de marketing. El objetivo de estas pruebas, es arrojar algo de luz sobre qué tipo de contenido conecta mejor con tu público, al reducir las conjeturas sobre qué elementos específicos harán que las personas quieran hacer ese clic y lograr la conversión.

¿Qué son las pruebas A/B?

Para realizar campañas de pruebas A/B, debes ejecutar dos versiones de una sola pieza de contenido: se trata de  utilizar la misma pieza con una única variable modificada. Luego, hay que seleccionar un porcentaje de la audiencia para mostrarle cada versión y analizar cuál de las dos versiones expuesta funciona mejor durante un período de tiempo específico.

How to do A/B Testing

Por ejemplo, supongamos que quieres enviar una campaña de notificación web push manual para alertar a los usuarios sobre una oferta especial de verano. Has hecho tu tarea, has investigado cómo aumentar las tasas de clics de tus notificaciones y tienes la intuición de que debes incluir emojis en el mensaje.

En lugar de seguir ciegamente tu instinto en esto, haz una prueba A/B. Envía una notificación con emojis al 50% de tus suscriptores y la misma notificación (misma imagen, texto y CTA) al otro 50%, pero sin emojis. Cuando analices los resultados de la campaña, sabrás con más precisión si tu audiencia interactúa más con las notificaciones web push que incluyen emojis o no.

How to conduct A/B testing

La información proporcionada por las pruebas, te servirá para diseñar futuros mensajes que atraigan más a tu audiencia y, por ende, tengan mejor rendimiento. Si ya sabes que los usuarios hacen más clic en las notificaciones que incluyen emojis, extenderás ese resultado a tus próximas campañas agregándolos siempre que puedas. Después de eso, puedes probar otras variables como los mensajes del llamado a la acción, el tono de la comunicación o las imágenes.

Puede realizar pruebas A/B para cada estrategia de marketing digital que quieras: página web, landing pages, correos electrónicos, anuncios y notificaciones web push. Probar diferentes imágenes, textos y diseños con versiones A/B te dará información muy valiosa para optimizar tus esfuerzos de marketing.

Realizar pruebas A/B exitosas puede traducirse en una mejora directa de las tasas de conversión. Al identificar qué elementos son los más efectivos y luego combinarlos en una estrategia, verás un aumento en participación de la audiencia y en CTR. .

¿Cómo realizar pruebas A/B exitosas?

1. Conoce a tu audiencia

Esta es información fundamental y el paso más básico a cubrir al planificar cualquier tipo de estrategia de marketing, incluidas las pruebas A/B. Antes de comenzar cualquier tipo de prueba, debes tener al menos un mínimo de información demográfica básica sobre tu audiencia:

  • Edad
  • Género
  • Rango de ingresos
  • Profesión

Cuando tengas y administres datos básicos, pero ricos como estos, puedes planificar la prueba A/B con mayor precisión. Tener conocimientos y comprender las necesidades de las personas con las que estás hablando te brindará información sobre cómo realizar la prueba de manera más efectiva: qué objetivo debes medir y qué variables cambiar y probar para obtener los resultados que estás buscando.

How to Conduct A/B Testing

Audience segmentation abstract concept vector illustration. Customer segmentation, digital marketing tool, target audience collection, targeted message, digital ad campaign abstract metaphor.

Si estás pensando en saltarte este paso porque, de cualquier manera, la prueba te dará información sobre lo que funciona y lo que no, no lo hagas. Puede parecer que recopilar esta información es un esfuerzo adicional e innecesario, pero ayudará a realizar pruebas A/B más precisas e incluso a ahorrar tiempo a largo plazo.

2. Define tus metas

Felicitaciones si su respuesta inmediata a esto fue: aumentar mis ventas. Al final del día, ese es el objetivo principal de todas las campañas de marketing digital. Sin embargo, el objetivo de la prueba A/B es diferente, incluso si el objetivo final de optimizar tus estrategias es aumentar los ingresos. Tienes que pensar más detalladamente aquí: ¿qué quieres lograr al ejecutar una prueba A/B?

  • ¿Obtener más suscripciones al correo electrónico?
  • ¿Convertir visitantes en clientes?
  • ¿Aumentar el tráfico?
  • ¿Obtener más envíos de formularios?

Cada uno de estos objetivos se traduciría en un tipo diferente de prueba A/B. Todos los canales que utilizas en tu mezcla de marketing digital tienen características, propiedades y objetivos finales propios. Una landing page tiene elementos muy diferentes a un correo electrónico o una notificación web push y cada uno de ellos tiene sus propias variables:

  • Llamado a la acción 
  • Título
  • Texto/copy
  • Imagen
  • Elementos gráficos
  • Colores
  • Diseño

Cuando tengas una visión muy clara de lo que deseas lograr al ejecutar una prueba A/B, sabrás exactamente en qué estrategia y canal realizarla. Aunque puedes realizar pruebas en todo lo que desee (web, aterrizaje, correo electrónico) es mejor comenzar por concentrar tus esfuerzos en uno.

3. Crea una hipótesis para probar

En este punto, ya debes saber qué quieres lograr con tu prueba A/B y has decidido cuál, de todos tus canales de marketing digital, es el mejor para empezar. Es hora de elegir exactamente qué variable poner a prueba. Teniendo como base el trabajo de investigación previo sobre tu audiencia, y tus objetivos de negocio, ahora puedes determinar una hipótesis y elegir el elemento específico de tu comunicación que va a impactar más hacia el logro de tus metas.

Para crear tu hipótesis, debes identificar las necesidades de tu público, compararlas con los objetivos de tu negocio y tratar de minimizar la distancia entre ambos. Hay razones por las que tus usuarios no están convirtiendo, y aquí es cuando debes comenzar a pensar en cómo resolver los obstáculos y cambiar esta situación.

Por ejemplo, el problema puede ser que el llamado a la acción (CTA) no sea claro y tu audiencia no sepa cuál es el siguiente paso que debe dar. Tal vez la oferta no sea lo suficientemente atractiva, o el mensaje se pierda debido a un texto vago o incongruente.

4. Elige el elemento para probar

Cuando ya conoces a tu audiencia y has analizado cada elemento por sí solo, puedes comenzar a crear hipótesis que te llevarán a la selección del elemento a probar. Cualquiera que decidas tendrá sus propias variables inherentes de las cuales también tendrás que escoger una para realizar la prueba A/B. .

Tienes que dividirlo en pedazos pequeños y elegir el componente que vas a cambiar y probar. Por ejemplo, si has optado por probar su botón de llamado a la acción, ahora debes seleccionar entre sus partes:

  • Tamaño
  • Posición
  • Color
  • Texto
  • Forma

Es normal ejecutar varias pruebas A/B antes de tomar una decisión final. Si contrastas el elemento A con el B, después de obtener los primeros resultados, puedes decidir dejar A y usar otra cosa diferente para B. Este es un proceso que lleva tiempo y la paciencia es una virtud.

5. Documenta los resultados

Si estás ejecutando una prueba A/B, tu propósito es aprender qué funciona mejor y aplicar ese nuevo conocimiento para lograr tus objetivos de marketing. La única forma de llegar allí es documentar todo el proceso y los resultados de las pruebas. Si omites esta parte, caerás en el fallo más común al momento de realizar pruebas A/B.

How to do A/B Testing

Source: https://neilpatel.com/blog/create-a-winning-ab-testing-strategy/

La documentación puede ser tan simple o compleja como desees. Las métricas más básicas que debes tener en cuenta siempre van a depender del elemento y las variables que hayas decidido probar. Ten en cuenta que, incluso si estás probando el botón de llamado a la acción, los resultados de este proceso pueden arrojar información sobre toda la campaña que luego puedes aplicar a la estrategia general.

Si al probar el rendimiento del llamado a la acción, descubres que tu audiencia prefiere una comunicación directa, puedes usar esa información para crear nuevas hipótesis y ejecutar más pruebas en el resto de la estrategia. Por eso la documentación es tan importante.

Conclusiones

Es cierto que planificar y ejecutar pruebas A/B parece mucho trabajo y eso tiende a ser un poco desalentador. Puedes seguir confiando en sus instintos creativos si lo deseas, pero la verdad es que las estrategias de marketing más exitosas implican mucha investigación, pruebas, análisis y aprendizaje continuo sobre lo que funciona mejor.

Las pruebas A/B son un gran método para reducir las conjeturas y crear estrategias que realmente ofrezcan resultados y ayuden a lograr eficientemente los objetivos de marketing. Hemos resumido los aspectos más importantes y básicos a tener en cuenta para realizar pruebas A/B exitosas y ayudarte a pasar de principiante a experto

Algunas plataformas como Frizbit incluyen capacidades de prueba A/B dentro de sus características. Dado que permite tanta personalización, puedes probar diferentes versiones de cada elemento de tu notificación web push, segmentar la audiencia y elegir exactamente cómo dividir la prueba.

¡Feliz prueba A/B!

Estos artículos también pueden interesarte:

Comments ( 0 )

    Leave A Comment

    Your email address will not be published. Required fields are marked *